Niño de dos años sobrevivió 5 días junto al cadáver de su madre venezolana asesinada en Cúcuta

Niño de dos años sobrevivió 5 días junto al cadáver de su madre venezolana asesinada en Cúcuta

Este sábado se registró el terrible hallazgo del cuerpo sin vida de Jennifer Ramírez Rivero de 40 años de edad de nacionalidad venezolana en su apartamento número 305 ubicado en pleno centro de Cúcuta.

El hecho ha causado conmoción en la localidad, debido al descubrimiento del cadáver de la dama junto a su hijo de dos años quien logró sobrevivir cinco días encerrado sin agua y alimento.

A medida que los vecinos se acercaron a la puerta de la residencia, el fuerte olor a descomposición que percibían se acentuaba, y podían escuchar un leve llanto. De inmediato llamaron a la policía. Al abrir el apartamento, los inquilinos notaron que el lugar estaba desordenado y descubrieron el cadáver boca abajo de Jennifer Ramírez Rivero, en estado de descomposición y vestido en una pijama corta. A su lado, estaba su hijo en severo estado de desnutrición, luego de haber pasado cinco días sin agua ni comida al lado del cuerpo de su madre.

“El niño no hacía nada. Lo bañé, le di una pasta y ahí lo sacaron”, dijo una de las vecinas que atendió al menor de acuerdo con información de La Opinión. Funcionarios de la policía tomaron en custodia al hijo de Ramírez y lo trasladaron al hospital Erasmo Meoz. Ahí el menor recibe atención médica y alimentos.

El coronel Javier Barrera, comandante de la Policía Metropolitana de Cúcuta, explicó, durante la investigación en la escena del crimen, que la presunta causa de muerte de Ramírez fue estrangulamiento.

La asesinaron el pasado lunes. “Todo indica que es un crimen pasional”, señaló el funcionario. Las autoridades también indicaron que un hombre, que frecuentemente acompañaba a la venezolana, podría ser el sospechoso. El pasado lunes, de acuerdo con testimonios de los vecinos, se habían escuchado gritos de auxilio en el edificio.

Se conoció que Ramírez Rivero era una mujer de tez blanca y cabello castaño claro. Candidata al reinado de la Feria Internacional de San Sebastián, era la dueña de una marca de ropa y conseguía otros ingresos vendiendo tortas al frente del edificio Spanis, en el que vivía.

Con información de La Opinión/ El Nacional

Share this post