Masiva marcha demanda el fin de la violencia contra la mujer en Chile

Masiva marcha demanda el fin de la violencia contra la mujer en Chile

Al compás de tambores y gritos, miles de personas marcharon este jueves por la noche en Santiago exigiendo el fin de la violencia contra la mujer en Chile, país en el que 44 mujeres fueron asesinadas en 2017 por exparejas.

“Mujer si te agreden, responde!” fue uno de los varios carteles que se observaron durante la marcha que recorrió la avenida Alameda, la principal arteria de la capital chilena, donde las batucadas acompañaron el paso de unas 5.000 personas, la mayoría mujeres, que repudiaron toda forma de violencia machista y el fin de la desigualdad de género en Chile.

 

 

En Chile, además de sufrir violencia física, las mujeres ganan menos que los hombres, tienen una menor participación en el mercado laboral, ocupan puestos de menor responsabilidad y se sienten más inseguras en espacios públicos, según un último informe del Instituto Nacional de Estadísticas (INE).

“La violencia contra la mujer se expresa en Chile de múltiples formas, todos los días, desde muy niñas”, dijo a la AFP, Soledad Rojas, dirigente sindical red chilena contra la violencia hacia la mujer.

Rojas, junto a otros manifestantes, portaron un enorme cartel de 80 metros de largo que contenía fotografías y nombres de mujeres víctimas de femicidio.

 

Al grito de “¡asesinos!”, los manifestantes también protestaron contra la Policía por la muerte del joven mapuche Camilo Catrillanca la semana pasada en el sur de Chile durante un operativo policial. Banderas mapuches y algunas mujeres vestidas con trajes típicos de esta etnia se observaron durante la manifestación.

Los gritos de repudio contra los femicidios y la muerte de Catrillanca se intensificaron cuando la marcha pasó delante del palacio gubernamental de La Moneda, fuertemente resguardado por un operativo de seguridad montado a lo largo de la marcha, que si bien se desarrolló con normalidad, al finalizar hubo incidentes aislados controlados con gases por los uniformados.

 

 

La manifestación se realizó en conmemoración al día internacional de la no violencia contra la mujer, fecha acuñada en honor de Minerva, Patria y María Teresa Mirabal, tres hermanas asesinadas en República Dominicana el 25 de noviembre de 1960 por orden de la dictadura que por entonces gobernaba el país.