El precio de la gasolina y el gas aumentó desde este jueves hasta doscientas mil veces

El precio de la gasolina y el gas aumentó desde este jueves hasta doscientas mil veces

Aún cuando no existe una disposición formal que oficialice la medida, en la práctica, a partir de hoy tanto la gasolina, como el gas doméstico, así como la mayoría de los servicios públicos, aumentarán de precio legal de forma impresionante, debido a la caducidad del llamado bolívar fuerte, publica La Nación.

Esta aseveración se hace en función de la falta de información oficial al respecto, y ante la evidente y legal pérdida de valor del bolívar fuerte, decretada por la Presidencia de la República a partir de hoy, lo que en la práctica lleva a operar solo con bolívares soberanos, moneda de la cual no circulan fracciones en la realidad.

De acuerdo con disposiciones del gobierno nacional, hasta este miércoles gozaron de validez para circular legalmente, los billetes que quedaron vigentes el primero de septiembre, cuando entró en vigencia el nuevo cono monetario, desde un mil bolívares hasta cien mil bolívares fuertes, este último con la equivalencia de un bolívar soberano, la nueva moneda nacional.

Eso implica que por lo menos, la gasolina, cuyo costo era de un bolívar fuerte por litro, tendrá que pagarse –al menos la llenada del tanque-, con un soberano, o sea, cien mil veces más, pero dado que la moneda de un soberano no está al alcance de todos, ya que no se consigue, habrá que pagar mínimo con un billete de dos soberanos, lo que eleva el incremento a doscientas mil veces, su valor hasta ayer.

Del mismo modo, el precio de las bombonas de gas, en particular de la más utilizada en los hogares, la de 18 kilogramos, se elevará formalmente casi en la misma proporción. De 250 bolívares viejos o fuertes que era el precio oficial, habrá que cancelarla en la misma condición, o sea con un billete de dos soberanos, siempre y cuando, tanto los bomberos de las estaciones de servicio, como los camioneros distribuidores del gas doméstico, acepten dicho pago, porque se sabe que ya estaban cobrando mucho más.

Igual tratamiento de aumento de más de cien mil veces, recibirán los servicios públicos de telefonía e internet, electricidad, agua, y todos los que aún mantenían tarifas en bolívares fuertes.

Sin embargo, ninguna autoridad se ofrece al público para explicar, o al menos informar, sobre esta realidad, que aunque no sea oficial, se hace patente a raíz de la desaparición de los billetes que en sus tiempos se llamaron “fuertes” y ahora se les dice “viejos”, apenas a diez años de haber nacido en medio de una parafernalia comunicacional que prometía desarrollo y bonanza para el bolsillo del venezolano.

Share this post