Médicos del hospital El Algodonal exigen insumos y mejoras en servicios públicos

Médicos del hospital El Algodonal exigen insumos y mejoras en servicios públicos

Los pacientes del Hospital General Dr. José Ignacio Baldó, también conocido como El Algodonal, corren el riesgo de perder la vida, debido a la escasez de insumos médicos, equipos, alimentos y las múltiples fallas en la infraestructura del recinto hospitalario, así lo informó la presidente de la Sociedad Médica de este centro médico, Ana Vielma.

Durante una protesta realizada a las afueras del hospital, ubicado en la avenida intercomunal de Antimano, Vielma señaló que los pacientes no reciben la alimentación adecuada. “No tienen un buen sistema inmunológico, debido a la falta de alimentación, lo que dificulta tratar sus padecimientos”, dijo.  

Además explicó que los pacientes que presentan diabetes y tuberculosis “necesitan una dieta adecuada para poder combatir su enfermedad, la cual no reciben en este hospital, todos comen lo mismo”. 

Afirmó que entre los insumos con los que cuenta el hospital “solo tenemos un tipo de antibiótico, el cual emplean los doctores para combatir diferentes enfermedades. Estamos sin insumos, no podemos trabajar sin estas herramientas”. 

Vielma recordó que la infraestructura del hospital está en malas condiciones. “Este hospital es de referencia netamente en tratamientos respiratorios. Aquí funciona un servicio de cirugía de tórax, neumonología y tenemos la división nacional de tuberculosis. Sin embargo hay varios servicios cerrados por remodelaciones desde el año 2007 y aún están sin terminar” denunció. 

Recordó la necesidad del servicio de radiología, “Ya que un servicio de neumonología no puede funcionar sin la radiología” afirmó Vielma. Añadió que los servicios de agua y luz se prestan de forma deficiente en las instalaciones. Además “no hay seguridad ni transporte” aseguró la doctora.

Asimismo, Vielma destacó que gran parte del personal se ha retirado del hospital, debido a los bajos salarios. “Los trabajadores siguen peleando por el sueldo. Somos personas que comemos. No nos alcanza para hacer nada”.

Share this post