Emoción en Valencia: Valentino Rossi dice adiós a una trayectoria de leyenda (VIDEO)

Emoción en Valencia: Valentino Rossi dice adiós a una trayectoria de leyenda (VIDEO)

Como un guiño a su destino, Valentino Rossi cerró su carrera en el motociclismo con el número 10. El del décimo puesto en la última cita del GP de la Comunitat Valenciana. Se le negó el otro 10, el del 10.º título mundial que habría puesto el broche a una trayectoria de mito, pero se llevó una despedida a la altura de una leyenda. En el cierre del campeonato se impuso Pecco Bagnaia, un dignísimo subcampeón, que se apuntó su cuarta victoria del curso.

TONI LÓPEZ JORDÀ // LA VANGUARDIA

En un circuito donde había perdido dos mundiales, el del 2006 ante Nicky Hayden, y el del 2015 frente a Jorge Lorenzo, Valentino Rossi disfrutó de una fiesta de homenaje final con las gradas teñidas de amarillo, un mural espectacular con su efigie o un mosaico de pancartas y mensajes de cariño y agradecimiento.

Antes de salir a pista, Valentino recibía la visita en el box de Ronaldo, el exfutbolista que jugó en el Barça, Madrid e Inter, el equipo del Dottore. Fue la primera de las emociones que se fueron acumulando: la despedida de sus técnicos y colaboradores en la pista, el tributo de los pilotos y rivales que lo rodearon al final de la carrera y se abrazaron con él, la ovación de la afición en su vuelta de honor… Y el pasillo final en el pit-lane, con la pancarta “Grazie per lo spettacolo”.

En el día de Rossi, y con el título ya decidido desde el pasado 25 de octubre en Misano, poco importó el desenlace de la carrera de Cheste, que se planteó desde el inicio como un duelo de Ducatis ante las Suzukis de Joan Mir y Álex Rins. Sin Pol Espargaró finalmente en pista, por el accidente que sufrió el sábado, la carrera fue inicialmente un pulso de Jorge Martín, Pecco Bagnaia, Rins y Mir, los cuatro en el grupo de cabeza. Rossi rodaba en un anónimo 9.º-10.º puesto, sin opciones reales de podio. Pero se estabilizó en el 10.º, delante de su amigo Morbidelli, y allí se quedó: su segundo mejor resultado del año (fue 8.º en Austria).

De la ecuación por la victoria se borraron pronto las dos Suzuki, Mir se descolgó y Rins se cayó cuando era 3.º. El barcelonés deslizó en la vuelta 11 (de las 27) y dejó solos al frente a Martín y Bagnaia para disputarse el triunfo.

Lee la nota completa en LA VANGUARDIA

Share this post

Post Comment