Trump insiste en que “hay que salir a trabajar”

Trump insiste en que “hay que salir a trabajar”

Mientras el presidente Donald Trump se dirigía a la nación ayer por la tarde para rendir cuentas sobre el manejo de la pandemia de coronavirus e insistía en que los estadounidenses regresen a sus actividades normales pronto, la Universidad John Hopkins notificaba que el país acababa de convertirse en el más infectado del mundo, con 82,000 casos confirmados.

A pesar de que expertos y gobernadores estatales han advertido del grave error que se cometería si el país rompe con las medidas para evitar la propagación del virus en un momento en que los casos solo van en aumento, Trump volvió a restarle importancia a una crisis de salud que ya deja cerca de 1,200 muertos y sigue hundiendo la economía nacional y doméstica.

Este jueves Trump no fue el único en tratar de minimizar la crisis. Deborah Birx, coordinadora de la respuesta de la Casa Blanca ante el virus, insinuó que la cobertura de los medios de comunicación sobre la escasez de respiradores para pacientes críticos y la falta de camas en los hospitales de algunos estados ha sido “excesiva”, incluso mientras los profesionales médicos continúan diciendo que la escasez está matando a colegas y pacientes.

Share this post