Surgen dudas de integridad de datos de COVID-19 de Florida

Surgen dudas de integridad de datos de COVID-19 de Florida

TALLAHASSEE, Florida, EE.UU. (AP) — La principal administradora del sitio web de Florida sobre el coronavirus fue despedida el lunes tras un aparente desacuerdo sobre qué información debería hacerse pública, lo que pone de relieve lo mucho que se han entrelazado los datos de salud pública y la política a medida que los funcionarios electos intentan reabrir sus comunidades en medio de la pandemia de COVID-19.

El gobernador de Florida, Ron DeSantis, ha dicho que su decisión de comenzar a reabrir su estado se sustenta en datos científicos, y que epidemiólogos federales han elogiado la publicación diaria de datos relacionados con COVID-19 por parte de su administración por ser especialmente detallados y fáciles de interpretar.

Sin embargo, volvieron a surgir interrogantes sobre la integridad de los datos de salud pública del estado cuando Rebekah Jones, gerente de sistemas informáticos del Departamento de Salud de Florida, anunció el viernes en un correo electrónico a investigadores que fue reasignada de sus labores como supervisora de un tablero virtual que ofrece gráficos actualizados diariamente sobre las infecciones, pruebas y muertes por COVID-19 en Florida.

En preparación para reabrir el estado, DeSantis ha despotricado contra los primeros pronósticos pesimistas, al decir en semanas recientes que muchas de las camas de hospitales del estado están desocupadas y que algunos sitios para hacer pruebas cerraron porque no había mucha demanda.

Ha utilizado datos del tablero — incluyendo la relativamente baja tasa de personas que dan positivo al coronavirus — para lograr apoyo para reabrir el estado. Aun así, dijo, la reapertura sucederá en fases. Esta semana, restaurantes y tiendas pudieron abrir al 50% de su capacidad.

Sin embargo, el despido sirvió como nueva munición contra el gobernador republicano mientras defiende su manejo del brote de coronavirus. DeSantis también se ha convertido en blanco de críticas por su manejo del sistema de desempleo del estado, que colapsó después de ser inundado por cientos de miles de residentes de Florida que súbitamente perdieron sus trabajos por la recesión económica provocada por el brote.

“Nos dijeron que la reapertura de Florida se basó en el análisis de los datos. Si esos datos estaban equivocados o manipulados, eso pone en riesgo de contagio de COVID-19 a incontables floridanos”, dijo la representante estatal demócrata Tracie Davis, integrante de la Comisión de Salud de la Cámara de Representantes.

“Sabemos que nuestro estado está siendo reabierto y ahora tenemos la interrogante de los datos”, agregó.

El Departamento de Salud del estado no pudo de momento comentar sobre el tema, pero confirmó que Jones había sido despedida como primero lo reportó el diario Florida Today.

No se pudo establecer contacto con Jones para que hiciera comentarios.

Share this post